El gobierno contra los enfermeros: no denunció a funcionarios, pero si a los trabajadores

El gobierno contra los enfermeros: no denunció a funcionarios, pero si a los trabajadores

Increíble como siempre sucede en Santa Cruz, el hilo se corta por lo más delgado. El fiscal de Estado de la provincia denunció a los trabajadores de la salud por reclamar lo que les corresponde, pero hizo la vista gorda con Diputados nacionales, provinciales, intendentes y funcionarios policiales y estatales que se «saltearon» la cola.  

Un diario ultra oficialista de Rio Gallegos lo anunció antes de que el gobierno hiciera la denuncia, la Fiscalía de Estado de Santa Cruz, presentó una denuncia penal contra los trabajadores de la salud que cansados de tanto esperar lo que les corresponde iniciaron medidas de protesta en el Ministerio de Salud de la provincia.

 Muy rápido de reflejos para aplacar la protesta de los enfermeros que ven como el gobierno relega los pagos de las guardias trabajadas durante la pandemia de coronavirus, el estado provincial ignora las demandas y los plateaos de los trabajadores de la salud. 

Miran para otro lado  

Claramente el gobierno, no se hace cargo de sus propios problemas y ataca la masiva protesta con todos los medios a su alcance. 

 Sin realizar el más mínimo de los esfuerzos en investigar cómo varios funcionarios de su espacio se «saltaron» la fila  y recibieron inoculaciones en vacunatorios VIP en Santa Cruz. 

Así fue como un diputado nacional, otro provincial , dos intendentes, concejales, funcionarios policiales y estatales de segunda línea y que recibieron dosis de la vacuna ni siquiera fueron investigados a raíz  del escándalo que esto originó sino que ni siquiera fueron denunciados con la celeridad que se realizó a los trabajadores. 


Un hecho increíble e indignante en el que gobierno no tomó ningún tipo de medida contra sus funcionarios ya que solamente se sumarió a dos directores de hospital (Piedrabuena y Gobernador Gregores) y luego de separarlos de sus cargos no realizó ningún tipo de acción en contra de los funcionarios que no dan ninguna explicación respecto de su actitud  contraria a todos los protocolos que desde el gobierno nacional y provincial se dieron a conocer para efectuar el esquema de vacunación que ignoraron escandalosamente. 

Ningún fiscal en la provincia denunció  e investiga el caso y ninguno de los funcionarios se ha manifestado y mucho menos renunciado. Solo en Santa Cruz lo únicos responsables parecen ser quienes pusieron el cuerpo y lo siguen poniendo para salvar a  la mayor cantidad de vecinos y son ignorados una y otra vez.  Diario Nuevo Día.   

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: