Pagó un año el sueldo a sus empleados y cuando quiso reabrir el bar tenían otro trabajo

Pagó un año el sueldo a sus empleados y cuando quiso reabrir el bar tenían otro trabajo

El dueño del local mostró su indignación en redes y el mensaje se viralizó rápidamente, con miles de comentarios.

El dueño de un bar temático mostró en redes sociales su indignación ya que luego de haberles pagado por un año a sus empleados sin que vayan a trabajar por la pandemia, cuando quiso reabrir ya tenían otro empleo. 

Norberto Loizeau se enteró de que 14 de sus 20 trabajadores ya habían encontrado otro trabajo, por lo que escribió molesto en su cuenta de Twitter:  «11 meses pagando salarios de 20 personas. Los convoco a trabajar y 14 de las 20 estaban laburando». 

Se trata del propietario de un bar temático de cine que durante la pandemia se vio obligado como tantos otros a cerrar sus puertas. Sin embargo, durante los meses sin actividad les abonó los sueldos a todos sus empleados.

Según detalla diario La Capital, la indignación llegó cuando se enteró de que la mayoría había conseguido otros trabajos. “Después de 12 meses cerrados por la cuarentena, el gobierno decidió habilitar los cines. Así que reabrimos `El Capitán` (ubicado en el shoping Norcenter,  lindante a los cines Showcase Norte. Es un restorán temático de cine inspirado en Hollywood de los años 30). Once meses pagando salarios de 20 personas. Ahora los convoco a trabajar y 14 de las 20 estaban laburando en otro lado. Pelotudo es poco lo que me siento!!”, expresó.

Rápidamente el mensaje se viralizó en las redes y obtuvo miles de comentarios. 

En contacto con diario Clarín, el dueño del bar dijo que en redes sociales hizo una especie de «catarsis» tras enterarse de que la mayoría de los empleados ya había conseguido otro trabajo, algunos desde hacía varios meses, pero nunca le habían dicho. “Siguieron cobrando la ayuda del Estado” mientras duró, “y el sueldo que les pagaba” Loizeau, pese a que ya tenían otros empleadores.

“Fue una decepción. Fue pensar `yo te banqué, no te dejé en la calle tirado y así y todo me cagaste`-confesó-. Gasté dos millones y medio en sueldos durante todo el año, manteníamos un diálogo, una relación y esa fue su forma de respuesta”, lamentó.

Recordó que por decreto, el gobierno impidió despedir o suspender al personal por la pandemia por el coronavirus, por lo que él decidió anotarse en el ATP. “Eso nos cubrió el 50% de los salarios, la otra mitad la pagaba yo de mi bolsillo sin tener ningún ingreso”, explicó.
Pese al enojo, el hombre dijo que no va a iniciar acciones legales contra sus ex empleados. Espera que todos ellos le envíen el telegrama de renuncia para cerrar el capítulo. 

“Ahora tengo sólo seis empleados, aunque yo sé que si pongo un aviso tengo una fila de gente que pide laburar. Pero queremos esperar a ver cómo funcionan los protocolos del cine, si eso atrae al público y ahí evaluaremos”, resumió Norberto. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: