El dólar blue bajó a $ 181 empujado por la presión oficial y la emisión de deuda en esa divisa

El dólar blue bajó a $ 181 empujado por la presión oficial y la emisión de deuda en esa divisa

El contado con liqui arrancó otra vez en alza pero luego se desinfló. El Merval perdió 5,8% y hubo fuertes caídas en las acciones argentinas que cotizan en Wall Street.

El dólar blue tuvo su segunda jornada consecutiva de bajas, después de la escalada de la semana pasada que lo había llevado a cerrar el viernes en $ 195. Mientras que el lunes cedió de $ 195 a $ 190, este martes ya tocó los $ 181.

En la city porteña marcan que el Gobierno salió enfriar el mercado a través de múltiples llamados e intervenciones directas en los dólares financieros e indirectas en el informal, con estímulos para aumentar la oferta.A esto se sumó la expectativa por la emisión del bono atado al dólar que realizó el ministerio de Economía. Esta operación atrajo inversiones en pesos, distanciándolos de la moneda estadounidense.

Este martes, el Gobierno volvió a aplicar la táctica que había usado el lunes con los dólares alternativos: sugerencias telefónicas para que los principales operadores no sacaran los pies del plato. De este modo el contado con liqui, la operatoria que permite enviar divisas fuera del país usando bonos locales, pasó de un aumento inicial de más de 2% a una merma de 1,5%, para terminar en $ 162,6. La semana pasada había llegado a tocar los $ 181 en un mercado chico, potenciado por la incertidumbre y con extrema volatilidad.

Lo mismo sucedió con el dólar MEP o Bolsa, la transacción para comprar divisas en el país. Arrancó en alza, pero cayó 2,7%, a $ 153.

Además de las sugerencias a los agentes de bolsa, los organismos públicos siguieron abasteciendo la operatoria a través de la venta de bonos que tenían en sus carteras. En las ruedas anteriores, el recurso de salir a «reventar» títulos públicos lo guardaban para el cierre de la jornada, para bajar la temperatura en el final. Pero el lunes y el martes el Gobierno intervino apenas pasada la apertura.

Por el lado del blue, lo que trascendió fue que aparecieron «manos amigas» que ofrecieron ventas en bloque por debajo del precio que venía marcando el mercado. Lo mismo había ocurrido el lunes.

Con la baja del blue se redujo la brecha cambiaria. La semana pasada había tocado el 150% y ahora -con el blue a $ 181- cae a 132%. En los últimos días, la escalada de los dólares alternativos dejó al mercado sin precios y la parálisis empezó a extenderse en la economía.

El dólar mayorista, donde operan bancos y empresas, subió 4 centavos, a $ 78,30. El minorista se mantuvo estable, en $ 83,88, un centavo por debajo del nivel del lunes. Con esto el dólar ahorro, con los impuestos y recargos incluidos, llega a $ 138,40.

Esta vez el Banco Central terminó la rueda con ventas por US$ 80 millones, según fuentes privadas.​

El riesgo país, el indicador que mide la sobre tasa que pagaría Argentina por endeudarse, subió otro 0,9% y llegó a 1459 puntos básicos.​

Para descomprimir al mercado, el ministro Martín Guzmán realizó hoy una colocación de un bono dollar linked. Es un título en pesos que vence en 12 meses y se paga al tipo de cambio oficial del momento. En el mercado marcan que este fue uno de los motivos que contribuyó a la baja del blue.​ Con esto, más otros cuatro instrumentos en pesos, el Gobierno aspiraba a embolsar más de US$ 1.000 millones. Según trascendió, logró el objetivo con creces.

Sin embargo, la presión se siguió sintiendo en el mercado de acciones. El lunes el Merval perdió 5,4% y este martes cayó otro 5,8%. Con esto, la bolsa porteña cortó una racha de 16 ruedas consecutivas de subas. Para los operadores lo que está ocurriendo es que se abrió la oportunidad de toma de ganancias en un momento en el que cede la presión sobre los dólares alternativos.

El mismo clima negativo se trasladó a las acciones argentinas que cotizan en Nueva York. Este martes casi todos los papeles terminaron en rojo, liderados por la caída de YPF, con una pérdida de 8%. Los bancos cedieron entre 5 y 6%. La única excepción fue Mercado Libre, que cerró en 0,1% después de haber estado operando en negativo casi todo el día.

El lunes los papeles argentinos también habían tenido un día oscuro, pero influenciado por el derrape del Dow Jones, que cedió 2,2% ante la preocupación que genera en Estados Unidos una tercera ola del coronavirus. Esta vez, Wall Street cayó solo 0,8%, por lo que la pérdida de las ADR es toda atribuible al riesgo argentino.​

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: